martes, 30 de enero de 2018

Reseña: Swift, Jonathan "Los viajes de Gulliver"

Los viajes de Gulliver
Jonathan Swift
Ilustraciones de Chris Riddell

(Click en la imagen para verla en instagram) 

       Me he llevado una muy buena sorpresa con esta lectura pues pensé que me encontraría con una sencilla pero divertida historia de fantasía y aquí hay mucho más. 

       Me lo he pasado genial porque si os fijáis en esta portada os daréis cuenta en seguida de que está apaisado, es decir, en horizontal y eso tiene su explicación pues las ilustraciones de Riddel son alucinantes pero ya volveré a ese tema más adelante. A veces nos conformamos con haber visto una película o con la historia que nos han contado brevemente gracias al gratuito y a veces erróneo boca-oreja... ¡las historias debemos conocerlas desde el origen! y éste es un maravilloso ejemplo porque no solo nos encontramos con un señor aventurero que le da por viajar en barco y se encuentra con gente extraña ¡hay mucho más en estas páginas!

       Gracias a los diálogos y reflexiones de los personajes este autor y la adaptación de Jenkins, ponen en tela de juicio todo lo que ya creíamos que era una verdad absoluta, nos da una vuelta de tortilla a todos nuestros valores y principios y nos descoloca tanto que encontramos al finalizar esta lectura un nuevo punto de vista sobre temas tan absurdos como ponerse de acuerdo para cascar un huevo y temas tan importantes como gobernar un país. Swift nos devuelve en forma de cuento fantástico nuestros propios pensamientos pero del revés pues ¿no es cierto que dependiendo de con qué se compare una cosa, ese algo nos parece más grande o más pequeño? ¿no es verdad que dependiendo del punto de vista, los problemas cambian totalmente su grado de importancia? 

       Esta es una obra para resolverla y degustarla "a bocaicos chiquiticos" como dicen en mi pueblo, porque no solo tiene esta gran sátira, criticando situaciones que por más que pasen los años seguimos manteniendo en el tiempo, con ese sentido del humor tan especial, sino que además os tengo que llamar la atención sobre las diferentes imágenes que están cargadas de detalles y en una misma página se plantean distintos focos con acciones que merece la pena observar ¿alguien recuerda esos libros de buscando a wally? ¿que cuando acabas de buscar al susodicho... encuentras mil y una escenas divertidas y alocadas? pues si añoráis esas ilustraciones, tomad nota de este libro, sus estrambóticos personajes y escenarios inverosímiles que tienen cientos de verdades implícitas y escondidas. 

       Y si os compráis esta preciosa edición de Vicens Vives que me han hecho llegar para satisfacer mi gula lectora, por favor, hacédmelo saber en un comentario ¡no tiene desperdicio!

3 comentarios:

  1. Cuando la leí de pequeña, lo hacía en voz alta, para mis primos más pequeños aún; uno de ellos tuvo pesadillas durante noches porque soñaba que los Clicks de Famobil (Playmobil se llamaba así entonces) lo ataban a la cama por las noches, y nuestras madres lo declararon libro prohibido 😂😂😂😂😂😂😂😂😂

    Me encanta
    Besitos carinyet 💋💋💋

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!

    Ufff, es un libro al que le cogí tirria de pequeña y desde entonces no puedo ni verlo xD

    ResponderEliminar
  3. Es un libro inetersante, que le llama mucho la atención a los niños y a personas adultas también, yo lo lei de pequeña y me gustó y ahora se los leo a los niños de donde trabajo jaja es un circulo vicioso, un beso, nos leemos

    ResponderEliminar